¿Por qué era necesario otro blog sobre Social Media?

Etiquetas

, , ,

Bueno, bueno… pues tanto como necesario. Dejadme que recopile.

Corría el año 2011, las redes sociales estaban en pleno auge, twitter había pasado a ser “lo más de lo más” en los últimos meses y, mientras que los llamados gurús del mundo electrónico andaban como locos tratando de establecer una hoja de ruta mínimamente consecuente con lo que se nos avecinaba yo, con solera y mucha buena voluntad, me decido a inscribirme en un Curso de Experto Universitario en Redes Sociales para la Empresa. ¡Santo cielo…! – pensé – … pero si hace casi diez años que no piso el Campus. En fin, que tras un par de rotondas nuevas y una consulta rápida al GPS de mi coche me personé de nuevo en ese macro complejo dedicado a generar conocimiento y me dispuse a convertirme en un proto Community Manager.

miguelcarrasc0

Ya sabéis lo que dicen: “la profesión del futuro”… “los empresarios del mañana”… “la panacea a esto de la crisis”… Chuflas aparte, me parecía el siguiente paso lógico a mi carrera profesional; 10 años en departamentos de marketing de diferentes empresas tanto en Alicante como en Madrid y tratando de entender el término marketing desde diversas filosofías, dan para darse cuente que las Redes Sociales y todo lo que ello conlleva se posiciona como una condición sine qua non las políticas de promoción y comunicación de las corporaciones no van a llegar muy lejos. Hale… a aprender se ha dicho.

Claro que hay quien se saca el carnet de conducir para ir de casa al trabajo y hay quien lo hace para ser transportista. ¿Se me ha entendido la analogía? ¿No? Ya suponía. Veamos… uno puede estudiar y prepararse para ser community manager y usar esos conocimientos en su trabajo (o empresa o proyecto vital) o puede hacerlo para que esa actividad de estudio, análisis e investigación de éste tipo de redes constituya uno de los pilares de su profesión… un fin en sí mismo. ¿Ahora…? Vale, pues digamos que yo era de los primeros… de los de “vamos de paseo”. De los que pretendían usar esos conocimientos como un mero vehículo hacia la fama y la fortuna hasta que descubrí que una cosa iba implícita con la otra. De hecho, cualquier community manager que se precie habrá de estar al día con todo. ¿Con TODO? Sí, ya sé que suena grandilocuente pero es tan real como la vida misma.

Hay que leer sin parar otros blogs, usar el reader, configurar las feeds, estar presente en G+ (aunque nadie lo use), menear el Twitter y el Facebook, actualizar constantemente el LinkedIn y el YouTube. Ah, y hacer métricas… que no se te olvide por lo que más quieras hacer métricas de todo. No te preocupes… con media docena de aplicaciones de métricas tendrás suficiente. Uf… en menuda me he metido, ¿no?. Y todo ésto, ¿para qué?

Pues muy sencillo… para sacar tus propias conclusiones. Para aprender qué está por llegar a razón del profundo conocimiento de qué es lo que ya es una realidad. Estamos en una situación absolutamente desconocida para el género humano. Pensadlo… la Universidad imparte cursos de algo que hace cinco años ni siquiera existía. El término evolución cobra un nuevo significado, ¿verdad? Probablemente estemos ante la herramienta de comunicación más potente que haya ideado el hombre en toda la historia. La imprenta de Gutemberg produjo algo más de doce millones de libros en sus primeros cien años de vida mientras que en sólo cinco Facebook ya interconecta a 800 millones de usuarios a través de todo el mundo. Alucinante. ¿Y yo? ¿Qué pinto yo en esta vorágine de Social Media, Web 2.0 y cifras astronómicas? También sencillo… TODO. Esto es lo más alucinante de esta era que se abre ante nosotros; que el usuario es la clave. Que la mayor de las máquinas de generación de información creadas por el hombre no es nada si no hay un yo (o unos cientos de millones de “yos”) que se ponen frente al teclado y postulan/divagan sobre lo que nos rodea. Que, después de todo, la realidad es como la novela de Mercè Rodoreda, Espejo Roto (Mirall Trencat), en la que aprendemos que cada parte de ese espejo refleja la verdad desde un punto de vista único y diferente a través del cual miramos cada uno de nosotros y que sólo al recomponerlo obtendremos una imagen nítida.

Este blog es mi trocito de espejo…

Anuncios